ENTREVISTA. Carolina Trivelli: “No somos un país que podría estar en la OCDE”

FAMILIA PANAIFO EN EL ASENTAMIENTO HUMANO PORVENIR EN LA CUARTA ZONA DE COLLIQUE, COMAS. FOTO: LA REPUBLICA

Reactiva Perú pecó de ser un programa demasiado ambicioso para lo que realistamente podía alcanzar, pero no tiene una falla de diseño o, si la tiene, esta no es demasiado grande. ¿Cómo se le entrega dinero garantizados con fondos públicos a empresas de las que se desconoce prácticamente todo, incluso si es que existían hace dos años o si arrastran problemas de viabilidad muchos antes de la crisis?

En esas condiciones -básicamente a ciegas- de desconocimiento y riesgo, ¿cómo va a decidir entregar un aval de 100% a nombre del Estado? Si con o sin Reactiva el 30% de las empresas pequeñas quiebra de todos modos y el estado no puede recuperar 10 mil millones de soles, ¿quién será el responsable?

Esta es la mirada que sobre el programa Reactiva Perú tiene la economista Carolina Trivelli, ex ministra de Desarrollo e Inclusión Social e investigadora principal del IEP (entre muchas otras cosas, puedes ver su perfil aquí).

La perspectiva de Trivelli sugiere con gran agudeza que el problema de diseño que permitió que, por ejemplo, las farmacias del Grupo Interbank tuvieran acceso a un crédito de emergencia que no necesitaban y, al mismo tiempo, que dicho crédito no llegara a donde se planteó inicialmente, es anterior al programa en sí mismo. Y también que es un problema más grande: es de todo el estado y de cómo este se relaciona consigo mismo y con el país del que surge.

Se trata de ir construyendo condiciones básicas que hoy no existen y que tienen que ver con la manera en que está organizado el estado en cosas que van desde cosas tan básicas que damos por sentado: el tratamiento de los datos de las personas naturales y jurídicas en el Estado.

Las bases de datos del ministerio de Educación no están conectadas con la del ministerio de Salud, ni esta con la del ministerio de la Producción, ni esta con la de Sunat, ni esta con la del ministerio de Trabajo, ni esta con la de Sunarp, ni esta con el catastro nacional.

Y es más profundo que eso, pues muchas de esas bases de datos se nutren de la información que envían los gobiernos subnacionales, pero ni siquiera a nivel de los distritos las autoridades municipales tienen información suficiente y fidedigna de las personas que viven en ese mismo distrito, de sus propios electores.

En esas condiciones, ¿cómo se reparten 9 millones de bonos con eficacia?

Y, sin embargo, se hizo.

“BANCARIZAR” PARA FORMALIZAR

El sistema financiero colapsó con los bonos porque tiene una infraestructura apenas suficiente para afrontar el mercado en el que está. Solo el 40% de adultos del país tiene una cuenta de banco y de esos solo la mitad (1 de cada cinco adultos peruanos) la usa más de una vez al mes. Y de pronto tiene que entregar bonos a 7 millones de personas.

Incluir financieramente a las personas trae consigo una serie de beneficios. Primero, le dice al Estado dónde está más de la mitad de los ciudadanos adultos del país y le da una idea de a qué se dedica. Para eso, darle una cuenta a cada persona con su DNI es una solución fantástica. Si esa cuenta hubiera existido antes de la emergencia el proceso y las consecuencias de la entrega de bonos hubieran sido otros, mucho más favorables y positivos.

Hay más consecuencias positivas de incluir financieramente a todos los peruanos. Desde la formalización de facto que ello supondría a crear historiales relevantes y reales para la obtención de créditos, hasta hacerle la vida difícil a la delincuencia y el crimen organizado.

Aquí está:

BONUS: El tema de las refrigeradoras no es un tema en sí mismo. Es un síntoma, no todas las personas que no tienen una refrigeradora carecen de ella porque no tienen medios para adquirirla, para muchas simplemente no es funcional.

Esto somos y esto tenemos y con esto tenemos que trabajar. Somos un país diverso y difícil con distintas necesidades por ámbito geográfico y a veces por localidad dentro de la misma jurisdicción. Tenemos que elaborar políticas diferenciadas: la misma cosa no le va a funcionar a todos (lo hemos visto 500 veces, pero se insiste).

Eso no quiere decir que con eso nos tenemos que contentar; quiere decir que si no lo reconocemos no vamos a poder arreglar nada de nada.

Un comentario en “ENTREVISTA. Carolina Trivelli: “No somos un país que podría estar en la OCDE”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s